miércoles, 24 de diciembre de 2014

Desterrado por la desidia

Por esas cosas de la vida argenta, lamentablemente, mi contexto ha cambiado sustancialmente de un día para el otro. A lo largo de un año, El Páramo fue víctima de dos inundaciones y cuatro violaciones a la propiedad. Las pérdidas materiales y anímicas son indescrpitibles mientras las probabilidades de que esta realidad cambie para bien son, por el momento, casi nulas. Un municipio que aduce no tener presupuesto para resolver la cuestión hídrica y una fuerza de seguridad ineficiente e insuficiente a la hora de garantizar la tranquilidad de los ciudadanos.

Víctima de la desidia total, me he tenido que autoexiliar y abandonar un proyecto de vida que se me vino al suelo. Las vivencias de la vida en El Páramo serán desde hoy un recuerdo, lo cual no cercenará la posibilidad de hallar oportunidades, auque sean circunstanciales, de experimentar el placer de codearse con la madre naturaleza.

Así que, debiendo volver al paisaje de los suburbios hiperpoblados, notarán en lo sucesivo muchos cambios en torno a las rutinas de mi tiempo libre. Como muchos de ustedes, mentes autodidactas de los suburbios, ahora no tengo otra opción que encerrarme en mi galponcito/taller para hacer un poco de autoterapia creativa y en el mejor de los casos, superar mis expectativas a la hora de encarar tareas que están fuera del alcance de mis famélicos (cuando no, cocodrilescos) bolsillos.

Esa siempre fue la meta, indistintamente del lugar donde la suerte y la realidad nos lleve.

Saludos y muchas felicidades para tod@s!!!!


2 comentarios:

  1. Lamento el exilio. Se bien lo que significa para vos El Páramo. Pero si de algo te sirven mis palabras; sólo te puedo decir que El Páramo subsiste en tu interior sin importar donde te encuentres. Los que vivimos sencillamente podemos extasiarnos y maravillarnos hasta con la vida que hay en una maceta o en ese yuyo que pugna por salir entre la junta de las baldosas.
    No se achique gaucho que si hay batallas es porque aún estamos vivos.
    Abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad VD; cuesta mucho pero sé que deberá ser así. Hoy la prioridad es el bienestar de la familia. Todo lo demás está dentro nuestro.
      Te envío un gran abrazo y muchas feclicidades para toda la familia vikinga!!!

      Eliminar