viernes, 26 de octubre de 2012

Mi bastón de caminatas

   La idea era algo modesto, nada complejo, simplemente un bastón con algún sello personal. La madera es bastante cuestionada, acacia negra, pero protegida he constatado que puede dar batalla. Le adosé una punta de bronce luego de endurecer la madera a fuego en la puntera. Posee marcaciones cada 10 cm. para vadear arroyos y riachos y osé encarar una humilde y rústica talladura intentando plasmar mi versión del rostro de Diógenes el cínico, ja ja ja, si ven un gaucho o a Santa Claus los perdono. Por su parte, el amigo Vikingo me desasnó en cuanto al trenzado cabeza de turco para incorporar otro detalle ornamental. Habrá que seguir castigándolo nomás.


6 comentarios:

  1. Yo veo un Vikigo en la talla. Y me gusta mucho tanto ella como el bastón. El nudo se lo haría en tiento marrón por una cuestión de gusto nomás. Te felicito Darío!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué bueno!!! Es un tallado para todos los gustos, jajaja. Gracias. Sí, en cuero va a quedar mejor, ya me pongo en campaña.

      Eliminar
  2. ta muy bueno, yo como jardinero e tenido que moler a palos algunas acacias y adevena a que han ido a parar jajaja sip vastones, estacionadas a la sombra es muy resistente te digo que a mas he aprovechado las formas caprichosas de las ramas para que sea como vos decis un algo personal y propio de un baston, fijate en mi muro en alguna parte a de andar el album con las fotos de el mas su historia por supuesto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tiene mala fama la pobre acacia, acaso por sus desgraciadas espinas. Muchos por acá la usan para cercos provisorios y sí, a la sombra se seca bien y aguanta. Ya me paso por tu album, muchas gracias por la visita. Saludos.

      Eliminar
  3. Re bueno!!! Me re gusto!! Ademas que soy fan de la escuela de Diogenes... Un abrazo amigo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias amigo. Un día nos tiramos en la hierba para estudiar un poco la escuela cínica. Saludos.

      Eliminar